Galería Antai

Autoridades del Ministerio de las Culturas descubren placa que reconoce a la Comisaría de Ancud como Sitio de Memoria

El lugar no solo tiene valores históricos y arquitectónicos, fue también uno de los principales centros de detención de la provincia de Chiloé. Por allí pasaron campesinos, obreros, jóvenes, estudiantes universitarios y militantes políticos de sectores de la provincia como Quemchi, Castro, Achao y Ancud, así como de la provincia de Chaitén.
La actividad fue encabezada por la subsecretaria del Patrimonio Cultural, Carolina Pérez Dattari, y la directora del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural, Nélida Pozo.

                Ayer, en plena plaza Centenario de Ancud, en la provincia de Chiloé, el recinto que alberga a la 1ª Comisaría de Carabineros de la ciudad fue declarado Monumento Nacional, en categoría Monumento Histórico, en 2015. Su entorno, además, fue reconocido como Zona Típica. En 2023, en una sesión realizada en el Palacio de la Moneda, como parte de los 50 años del golpe de estado, el Consejo de Monumentos Nacionales (CMN) acordó por unanimidad ampliar sus valores y reconocer su condición de Sitio de Memoria.

Durante la jornada, las autoridades del ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, encabezadas por la subsecretaria del Patrimonio Cultural, Carolina Pérez Dattari, y la directora del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural, Nélida Pozo, acompañaron a los integrantes de la Agrupación de Usuarios Prais de Ancud en la instalación en el frontis de la comisaría de una placa identificadora, entregada por el CMN a los Sitios de Memoria reconocidos como Monumento Histórico, como parte de los Compromisos del Estado de Chile en el Segundo Plan Nacional de Derechos Humanos 2022-2025.

“En memoria de tantas y tantos, desde hoy habrá una placa que nos recuerde constantemente que las violaciones a los derechos humanos no pueden ser aceptadas por ninguna sociedad y constituye un acto de reconocimiento y reparación simbólica en memoria de las víctimas. Esperamos seguir avanzando como amerita nuestra memoria colectiva, pues hasta el momento el Estado ha declarado Monumento Nacional a 60 Sitios de Memoria de los 1.132 espacios reconocidos como lugares donde se cometieron flagrantes violaciones a los Derechos Humanos”, dijo la subsecretaria Carolina Pérez.

Por su parte, la directora del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural, Nélida Pozo, destacó que “Convertir a los Sitios de Memoria en Monumento Histórico permite darles protección legal desde el Estado, de modo que estos recintos no sean destruidos o alterados. El objetivo es que se mantengan como espacios de reparación simbólica; esto no sólo porque reivindican la memoria de quienes fueron víctimas de violaciones a los derechos humanos, sino también porque son espacios de educación para futuras generaciones”.

La 1ª Comisaría de Ancud fue uno de los principales centros de detención de la provincia, donde eran enviados desde otros centros, dentro o fuera de Chiloé. Por este lugar pasaron campesinos, obreros, jóvenes, estudiantes universitarios y militantes políticos de sectores de la provincia como Quemchi, Castro, Achao y Ancud, así como de la provincia de Chaitén.

Según el Informe Valech, entre 1973 y 1974, se registró la mayor cantidad de detenidos, donde “permanecían en calabozos pequeños, sin acceso a baños ni alimentos. Desde sus lugares de reclusión los llevaban para someterlos a interrogatorios y torturas. Debido al hacinamiento permanecían de pie y la única forma de dormir era haciendo turnos (…) También denunciaron haber sufrido golpes, simulacros de fusilamiento, intentos de aplicar la ley de fuga, ser obligados a permanecer en posturas forzadas y soportar violencia sexual”. Luego de permanecer un período en esta comisaría fueron trasladados en su mayoría a Puerto Montt, al Sitio de Memoria Egaña 60 o a la Cárcel.

El presidente de la Agrupación de Usarios Prais de Ancud, Julio Mayorga, se mostró agradecido por lo que considera el fin de un ciclo: “En mayo de 2023, asistimos al Palacio de la Moneda para ver concretada una lucha de muchos años por lograr el reconocimiento como Sitio de Memoria la Comisaría de Ancud, lo que marcaba un hito en la memoria colectiva de Chiloé y en nuestro compromiso por la verdad y la justicia y en las garantías de no repetición de atropellos a los derechos humanos. Hoy no solo se instala una placa, sino que se instala un lugar para la memoria. Cerrando ese ciclo, y esperamos que con apoyo de Carabineros, se abre otro: la gestión cultural, la gestión de memoria y de pedagogía en derechos humanos, para que las futuras generaciones conozcan esta parte de la historia, y para que nunca más, nunca más, se repita”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *